jueves, 22 de octubre de 2015

Detectan tala ilegal de alerce en La Unión

Por más de dos semanas funcionarios de la institución, en conjunto con la PDI, trabajaron en determinar el origen de maderas de alerce incautadas en fundo “El Campanario”.
Una tala ilegal de especies forestales nativas, entre las que destaca la presencia de alerces, fue encontrada en la región de Los Ríos por funcionarios de la Corporación Nacional Forestal, durante una fiscalización enmarcada dentro en una investigación conjunta con la PDI, que logró dar con los responsables de la corta.

En el  operativo se encontraron 16 tocones de alerce en un sector aledaño en el camino a Hueicolla, comuna de La Unión, unos 4 kilómetros de la entrada principal del Parque Nacional Alerce Costero, y que según el análisis técnico realizado en el lugar presentan un tiempo estimado de corta no mayor a dos semanas.
Rodrigo Pedraza, gerente del departamento de Fiscalización y Evaluación Ambiental de CONAF, manifestó que “el trabajo coordinado con la Policía de Investigaciones permitió actuar en forma rápida, impidiendo de esta forma que se continuará con esta corta ilegal, dejando de manifiesto el compromiso con la comunidad al asegurar la protección de la legislación forestal ambiental de Chile”.
La acción fiscalizadora se llevó a cabo luego que el 1 de octubre de 2015 se recibiera una denuncia por presunta tenencia ilegal de alerce en el predio denominado “Fundo El Campanario”, ubicado camino a Rapaco, en la comuna de La Unión, y cuyo propietario es dueño de las funerarias Río Bueno y San Pablo.
Los fiscalizadores de CONAF, junto a funcionarios de la PDI, concurrieron al lugar y lograron pesquisar más de 250 pulgadas de madera de alerce. Debido a dicho hallazgo, se inició un trabajo de investigación para determinar el origen de las maderas. Luego de dos semanas de visitas y vuelos del dron de fiscalización a diversos sectores, se constató la corta de los individuos de alerce vivos en un terreno ubicado a pocos kilómetros del parque nacional Alerce Costero.
“Hay alerces que vivieron nuestro proceso de independencia y es lamentable que personas en la actualidad vengan, lo corten e incluso lo dejen aquí y es importante que la gente entienda que cuando vean una corta de alerce la denuncien, porque es nuestro deber proteger una especie que nos da una característica como región.  Este es un trabajo en conjunto con la comunidad y nosotros como CONAF estamos desarrollando un trabajo en muchos ámbitos como la conformación de la mesa de fiscalización donde participan varias instituciones públicas que tienen potestad fiscalizadora y además, llevamos adelante diversas actividades que tienen por objeto prevenir justamente que esto pase”, expresó Fredy Ortega, director regional de CONAF Los Ríos.
La fiscalización logró determinar que las especies de alerce encontradas eran de donde se obtuvieron los insumos madereros parte de las funerarias locales. Es así que respecto a las multas a las que se ven expuestos los responsables, el comisario José Vargas de la BRIDEMA de Valdivia, comentó que “nosotros tenemos un trabajo constante con CONAF y en este operativo en particular se logró el decomiso de madera en el lugar de la funeraria. Los culpables arriesgan penas sancionables, pues esto va desde faltas hasta prisión”.
El alerce constituye uno de los acervos naturales más valiosos del patrimonio nacional, tanto en lo científico como en lo histórico y cultural, y es una de las especies que durante las últimas décadas del siglo pasado sufrió una explotación intensa e irracional, razón por la que desde el año 1976 se encuentra protegida a través del decreto supremo 490, del ministerio de Agricultura, que lo declaró Monumento Natural, prohibiendo la corta de alerce vivo. Además está protegido por la Convención Internacional de Tráfico de Especies (CITES).
Cabe mencionar que en el éxito del operativo de fiscalización jugó un rol fundamental las nuevas tecnologías que está utilizando CONAF para fiscalizar grandes terrenos y de difícil acceso, tales como los drones que le permiten a la institución contar con una mayor vigilancia de los recursos naturales del país.
Finalmente, la fiscalización de todas las aristas que involucran el aprovechamiento del alerce, especialmente la detección oportuna de cortas no autorizadas, donde las denuncias efectuadas por terceros juegan un rol fundamental, continuará siendo gran prioridad para CONAF. Los desafíos radican en fortalecer el programa existente y crear conciencia, por medio de mecanismos de difusión, en los propietarios de bosques y ciudadanía en general, con el único fin de proteger esta emblemática especie.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.